Publicado, Miercoles 9 de Agosto de 2017

U de C.A desarrollan políticas en Gestión de Riesgo

Con el propósito de promover la implementación de la Política Universitaria Centroamericana para la Reducción del Riesgo de Desastre, se realiza un recorrido por las universidades de la región centroamericana que fueron parte de los proyectos desarrollados mediante el Programa universitario para la reducción del riesgo de desastres y adaptación al cambio climático – PRIDCA, implementado por el Consejo Superior Universitario Centroamericano - CSUCA.

“La idea es pasar de una cultura de desastre a una cultura de prevención porque por lo general sabemos responder pero no podemos prevenir, el objetivo es mostrarles a las universidades una estructura de cómo articular todas las acciones que ya hacen en gestión de riesgo a desastres y mostrarles cual sería uno de los caminos para poder implementar todas sus acciones concentradas en un área específica”, señalo Mónica González, Comunicadora PRIDCA- CSUCA.

La política concentra cuatro aspectos de suma importancia para el trabajo que desarrollan las universidades: 1. Comprender el riesgo de desastres, 2. Fortalecer la gobernanza del riesgo de desastres, 3. Invertir en la reducción del riesgo para la resiliencia y 4. Aumentar la preparación para casos de desastres a fin de dar una respuesta eficaz.

“Sabemos que en las universidades es donde se están preparando a los futuros tomadores de decisiones de los países, por eso es importante que tengan las herramientas necesarias para incorporarse en la gestión, que estén sensibilizados para buscar nuevas herramientas y poder mejorar la resiliencia a nivel de la región”, puntualizó González.

Fueron 65 proyectos ejecutados durante tres años en 19 universidades de Centroamérica, que permitió una mayor concientización a nivel regional de la gestión de riesgo ante desastres. La UNI desarrollo importantes proyectos en el tema, logrando incidir en la comunidad universitaria y la sociedad nicaragüense.

“Tuvimos una participación en tres componentes, que una vez finalizados nos dejaron una lección aprendida de manera integral, generando dentro de la universidad una nueva visión de lo que es la gestión de riesgo, el rol a lo interno y externo de la universidad de todos nosotros como docentes, estudiantes y tomadores de decisiones a ser agentes activos de la gestión de riesgo de una forma articulada con las realidades que tenemos y el resto de actores de la sociedad”, compartió la arquitecta Marcela Galán, Sub Directora de Extensión UNI.